Drogas y arte: Una relación falsa que estropea vidas8 junio, 2016

drogas y arte

 

La relación entre el arte y las adicciones es algo que parece ser  una constante. Al menos, eso es lo que nos quieren vender. Una de las grandes mentiras que se repiten una y otra vez, se trata de la frase que quiere hacernos creer que no hay éxito en el arte ni el mundo del espectáculo si no es con el consumo de drogas y otras sustancias tóxicas.

Esto provoca una situación que hace que las personas que quieren probar suerte en estas disciplinas artísticas se decanten por el consumo de estas. Algo que parece que es un peaje a pagar para entrar en el mundo de la creación y la cultura. Algo falso, que solo busca mantener una posición de dominio sobre el artista y tenerlo controlado.

 

El arte, la música y el espectáculo siempre se ha asociado con el consumo de alcohol y drogas

 

Precisamente, estas disciplinas necesitan que exista un control completo de las carreras artísticas. El esfuerzo es algo importante y no puede dejarse nada al azar. El trabajo constante, la persistencia y el esfuerzo es algo que debe estar siempre presente. Las conductas adictivas pueden destruir todo ese trabajo y causar que el éxito buscado no llegue nunca.

No ocurre solo en el ámbito cultural e histórico. Durante las décadas de los 80 y 90 se popularizó la idea de que sin drogas no llegaría nunca el éxito. Muchos músicos, cantantes, actores, pintores, escritores y otros profesionales fueron arrastrados por  sus adicciones.

Unos consiguieron triunfar con su trabajo, pero las consecuencias en sus vidas fueron funestas. En casos como los de James Belushi le causaron la muerte con apenas 31 años. A Stephen King le costó sufrir serias consecuencias para su salud. Otros acabaron suicidándose por una depresión aumentada por la adicción, como Kurt Kobain.

La presencia de las drogas en las vidas de los componentes de los Rolling Stones, por ejemplo, ha provocado que sus vidas se conviertan en pequeños infiernos, que se han intentado ocultar a la opinión pública pero que al final les pasa factura.

No hace falta ningún tipo de droga ni otro tipo de sustancias para triunfar en el arte y la cultura, sino talento y sobre todo, trabajo duro.

Entradas relacionadas

Deja un comentario